.cartas de Julia Margaret Cameron a Henry Cole

 

Julia Cameron Letters.png

138382-004-B5A1FC71.jpg

 

Las siguientes cinco cartas de Julia Margaret Cameron
a Henry Cole forman parte de la colección de la National
Art Library del Victoria and Albert Museum.

“Little Holland House-Sábado 20 de mayo [1865]
Mi querido Sr. Cole,Es para mí un verdadero placer decirle que el Sr. Watts considera la fotografía que hice de usted «Extremadamente buena». Espero virar y lavar esta noche tras un día de trabajo muy arduo. Temo incluso que me fallen las fuerzas con el trabajo de hoy. Todo el día de ayer hice estudios de Lady Elcho, y Lord Elcho dijo que eran ¡lo más exquisito nunca hecho en el Arte! Ayer hice 12
retratos y el mismo día, o más bien noche, imprimí, viré y lavé seis docenas… así que escribo esto en mitad del trabajo.
Dé las gracias a su esposa y dígale que si hubiera tenido tiempo de respirar habría disfrutado de la velada tan amablemente propuesta.
Le envío mi portfolio.
También le envío la serie enmarcada pues, aunque yo habría deseado que Colnaghi hubiera incluido una copia de cada fotografía en el portfolio, veo que faltan algunas de las mejores, de modo que supongo que las ha vendido y no le queda ninguna copia. Estaría muy orgullosa y encantada de que esta serie completa pudiera ir al South Kensington Museum, y si no le gustara este marco puede reemplazarlo por otro de su gusto…
Me marcho el lunes en el tren de las once de la mañana. Hoy vienen Lord Elcho, Lord Overstone, Browning y varias señoras a posar y estoy casi sin fuerzas.
Tengo una larga y cariñosa carta para Annie en este correo.
Recuerdos afectuosos para usted, su esposa e hijas. Sinceramente suya,

-Julia Margaret Cameron

Recuerde que debo verlo de nuevo y mostrarle mi trabajo antes de marcharme.
La Sra. Prinsep dice que me acompaña en la esperanza de que usted y la Sra. Cole
y sus hijas puedan venir a nuestro ¡sombreado! jardín mañana por la tarde. ¿Sí?
-JMC”

 

“Fresh Water Bay-Isla de Wight-21 de febrero [1866]
Mi querido Sr. Cole
Le escribo para preguntarle si tendrán alguna velada fotográfica o reunión pronto para enviar al Dpto. de Ciencia y Arte y que usted las exponga en el South Kensington Museum unas copias de mi última serie de fotografías con las que pretendo
electrizarlo de placer y sorprender al mundo. Confío en que no sea una vana imaginación mía decir que ¡nunca se han hecho fotografías como éstas y nunca serán
superadas! Pensará usted que soy una loca descarada… Todo lo que le pido es que muestre esta afirmación a nuestra querida Annie Thackeray y a su hermana Minnie y les pregunte ¡si confían en mi convencimiento! Ver para creer y usted verá y el mundo verá, ¡si usted pudiera darme una gran oportunidad! Porque estas maravillosas
fotografías deberían aparecer ¡todas a la vez y pillar al mundo por sorpresa!
Ellas están listas muy listas… Una serie nueva de 12 y si usted se ocupa de mis oportunidades y me mantiene al tanto yo responderé inmediatamente enviándole el pedido.
Espero que el Sr. Thurston Thompson quede encantado esta vez. ¡No me diera el South Kensington Museum una diadema!
No de diamantes sino de esas hojas de laurel mejores que diamantes… o una medalla o una mención honorable [sic] si esta serie de fotografías mías supera a todas las demás… Hablando de descaro yo lo tengo ¡en perfecta perfección!
Sin embargo ¡estos grandes éxitos han surgido como meteoros de estos tiempos inquietos y atormentados…!
He estado cuidando durante 8 semanas al pobre Philip Worsley en su lecho de muerte, y he estado con él gran parte de cada día y también gran parte de la noche. El corazón de un hombre no puede concebir una visión más penosa que la evidencia externa del colapso de todo su ser pero él tiene una hermana para cuidarlo cuya devoción sobrepasa en fuerza y energía constante cualquier cosa que yo haya visto jamás.
¡Durante 8 semanas no se ha acostado nunca! No duerme durante mi turno y sólo descansa a ratos en su silla junto a él.
Por favor diga a mi viejo amigo el Sr. Bruce y también a su hijo de usted Allan [sic] lo que digo de mis 12 nuevas fotografías y enseñe a Lord Elcho esta nota de triunfo si lo ve, pues he estado demasiado angustiada con este caso para saber si
estaban en la Ciudad…
Siempre suya,
Julia Margaret Cameron,Fresh Water Bay-Isla de Wight-IW 21766

P. S. Envíe mi amor a su esposa. Espero tener todavía un paquete esperando la oportunidad con las copias de mis fotos anteriores que reservé para su esposa, y por favor dígame si ha sabido de la llegada de su hijo y su esposa. Espero que a ella le guste la India más de lo que esperaba.”

-Julia Margaret Cameron

“Fresh Water Bay Isla de Wight-7 de abril [1868]
Mi querido Sr. Cole
Con las prisas de nuestra salida de Londres ayer por la mañana (y la angustia de mantener discretamente a mi marido al margen de las prisas) su paquete con el trabajo del Sr. Pouncey se quedó por error con nuestro equipaje.
Se lo devuelvo ahora con todo el cuidado y velocidad
posibles en este mismo envío. Ruego dé las gracias a su hijo por ser
tan amable de traerlo.
Está preciosa y cuidadosamente hecho pero no creo que pueda decirse que haya conservado el carácter artístico de la fotografía. Me gustaría oír la opinión del Sr. Watts y otros artistas al respecto. Creo como usted dice que para la decoración del hogar y para cosas vistas de lejos este procedimiento tendrá un brillante éxito pero para algo tan delicado como un retrato la brillante superficie destruye el placer al darle una apariencia de tirita y creo que incluso en la pintura al óleo cualquier capa de barniz demasiado gruesa causa un gran perjuicio al efecto.
Es la apagada, tranquila superficie de una fotografía por muy rica que sea en tonos y matices lo que creo constituye la armonía de la obra y por ello no he contestado la carta de Lord Dufferin: no quería decirle que no me gusta el plan del Sr. Pouncey para hacer retratos, pero no podía decir que me gustaba. Pedí a su hijo que le mostrara la pequeña galería de mi trabajo hecho en su Museo que dejé allí para que usted viera que me había esforzado en aprovechar al máximo su precioso préstamo.
En cualquier momento después del 20 de este mes,que está reservado para que posen Lord Granville, Mr. Whitworth, S. A. R. y otros modelos de la realeza que usted pueda conseguirme, iré y trabajaré con renovada energía en su Museo después de la
quincena de refrescante cambio que pasaré aquí.
Espero que Alan le diera una copia marrón de la foto de su hija Isabella.
El Sr.Spartali admiró de manera ferviente y entusiasta mis obras, con una muy elegante nota de agradecimiento me hizo un pedido de 40 copias de las fotografías
de su hija incluyendo un cheque por 20 guineas…El Sr.Dan Gurney, un pedido de 24, con un cheque por 12,10 £. Lord Essex hará lo mismo y todo esto se lo digo para demostrarle que gracias a su generoso préstamo de esas dos salas es probable que ahora consiga fortuna además de fama, pues como le dije y usted me expresó su total comprensión una mujer con hijos que educar ¡no puede vivir sólo de fama!
Debo a usted la salida y espero hacer una buena carrera ¡y ganar una diadema además
de una corona de laurel! Siempre muy sinceramente suya,
Julia Margaret Cameron
[en la parte superior de la hoja]
Encuentro a ambas, Annie y Minnie, mucho mejor gracias a este fresco aire puro y de buen humor.”
-Julia Margaret Cameron

 

“Fresh Water Bay-12 de junio [18]69 I.[sla] de W.[ight]
Mi querido Sr. Cole
Me he acordado tan perpetuamente de su amable ayuda y su siempre amistosa mano para conmigo en los primeros años de mi Arte que tengo el placer de enviarle ahora cuatro de mis obras más recientes como muestra de agradecimiento incluida la más reciente de todas, mi último retrato de Alfred Tennyson (todavía inédito), que creo usted estará de acuerdo conmigo en que se trata de un Tesoro Nacional de inmenso valor después del hombre en carne y hueso debe estar siempre este Retrato suyo, el más
fiel y más noble retrato que existe de él… Sin duda este retrato debería reproducirse en grabado pues aunque yo puedo garantizar mediante mi propio cuidado la durabilidad y permanencia de mi copia, ¡ay!, no puedo hacer nada para que dure más el mucho más precioso negativo original.
Los productos químicos que me han proporcionado escapan a mi poder y han demostrado ser fatalmente perecederos. 45 de mis más preciados negativos de este año se han echado a perder por culpa del colodión o del barniz utilizado: uno u otro, o ambos, destruyen la película que contiene la imagen —apreciará en El sueño el comienzo de esta cruel calamidad, también en El Ángel de la Guarda— y ha afectado a 45 de mis gemas: un panal de grietas que aparece en cualquier momento recorre toda la imagen
y escapa a toda posibilidad de detenerlo Fui a la reunión de la Photographic [Society]y planteé esta cuestión delante de 50 o 60 hombres y cada uno de los más experimentados fotógrafos me dio una razón distinta para este fatal accidente con los negativos, todos estaban errados pues ninguna razón explica por qué todos mis negativos de mis primeros cuatro años están tan perfectos como el día en que
fueron hechos —un cambio en la preparación del barniz y el colodión sólo me explica el cambio a mí—, pero veo dos cosas importantes que recordar en este momento.
La primera es imprimir tan activamente como pueda mientras mi preciado negativo todavía está bien. La segunda, intentar que se hagan grabados con los retratos que he hecho de nuestros hombres más notables. El Sr. Layard me prometió con mucho entusiasmo ayudar en mi causa y a mis amigos fotógrafos. Piense con una mente generosa qué es lo que usted puede hacer por mí, ¿lo hará? H¿No hay ninguna Escuela de Arte para la que pueda hacerme encargos ahora? ¿No hay ningún rincón en el
S.[outh] K.[ensington]Museum donde pueda instalarme?
Usted sabe que tengo mi Medalla de Oro, pero incluso ahora después de cinco años de duro trabajo, apasionado, paciente, constante trabajo todavía me faltan por recuperar cien libras del dinero gastado.
[en los márgenes de la hoja]
No le molestaré más.Llamé dos veces mientras estaba en Londres durante dos semanas a
principios del mes pasado. Con mi amor para su esposa y Allan [sic] y todos los suyos siempre,…”

*Le envío una copia para las muy queridas Annie y Minnie que usted les hará llegar en mi nombre, ¿verdad? [en la parte superior de la hoja]

-Julia Margaret Cameron

“30 Albemarle St.-24 de dic. [1872]-Clarke’s Private Hotel, 30 Albemarle St
Mi querido Sir Henry Cole
¿Querrá usted o su hijo Allan [sic]compadecerse de mi ignorancia e ilustrarme rápidamente sobre estas cuestiones? Me he esforzado mucho en conseguir que mis últimas y creo que casi mis mejores fotografías estén listas y enmarcadas para la Exposición de Viena. Solicité espacio hace meses y me dijeron que me mantendrían puntualmente informada de todos los particulares.
¿Cuándo debo enviar lo que ya está listo… y dónde tengo que enviar mis fotografías?, ¿en qué formato? en cajas postales cuadradas…
¿Puedo ahorrar gastos…?
[en la parte superior de la hoja]
Solicité dos metros cuadrados y medio. Soy muy moderada en el número de fotografías que envío. ¿No extiende ese Espléndido Sr. Wallace su munificencia a todas las obras de arte incluida la Fotografía? Estoy enferma, como le habrá quizá le haya dicho Annie Thackeray. He estado metida en una habitación cinco semanas. Acabo de emerger
y salir volando a casa así que estoy deseando tener respuesta y sé que su
amabilidad no necesita ser animada a actuar.
Muy sinceramente suya,”

-Julia Margaret Cameron

 

Julia Cameron Photographs

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s